La importancia de fomentar el autoconcepto en los niños

Primero que todo, ¿Qué es el autoconcepto? Y… ¿Qué relación tiene con la autoestima?

La autoestima y el autoconcepto poseen conceptos similares. Sin embargo, el autoconcepto es esa imagen que tenemos sobre nosotros mismos, es un conjunto de percepciones e ideas. Mientras que la autoestima es la valoración subjetiva que le damos a esa imagen que creamos.

Es decir, aunque no son lo mismo trabajan en conjunto, por lo que no puede haber autoestima sin autoconcepto.

¿Por qué es importante fomentar un autoconcepto real en nuestros hijos?

Principalmente porque influye directamente en su forma de actuar y de pensar. Un buen autoconcepto ayuda al niño a conocerse mejor, a sentirse seguro de si mismo, a sentirse capaz de experimentar y de buscar soluciones.

Por su parte una autoestima adecuada es fundamental para cualquier persona, los niños no son la excepción. Una buena autoestima mejora el estado emocional del pequeño y a su vez sus relaciones sociales, potenciando su desarrollo cognitivo.

¿Qué podemos hacer para mejorar el autoconcepto en nuestros hijos?

- Demuéstrale amor incondicional: El niño tiene que sentirse querido y valorado por ser quién es, sin importar sus éxitos o sus fracasos. Esto hace que se sientan seguros y valorados.


- Ayúdalo a conocerse: Habla con el niño sobre sus gustos, permítele que elija su ropa. Anímalo a pensar por si mismo y a identificar sus características como persona.


- Escúchalo: Dedica un tiempo a escucharlo con atención y paciencia. Los niños necesitan sentirse comprendidos y aceptados. Organiza un tiempo en tu agenda para compartir, escuchar y conocer a tu hijo.


- No lo sobreprotejas: No le des las soluciones permítele que sea él o ella quien solucione sus situaciones. Es importante que estés a su lado y que se sienta acompañado.


- Destaca sus logros y su esfuerzo: Adopta una perspectiva que se focalice en sus cualidades como persona, evitando centrarte únicamente en el resultado. Con este enfoque aprenderá a manejar mejor sus fracasos y equivocaciones.

Por lo general nuestro autoconcepto se va formando con el paso del tiempo, siendo un reflejo de la percepción de los demás, en especial la de nuestros padres. Si deseas fomentar un autoconcepto real y una autoestima saludable en tu hijo no dejes de aplicar estas estrategias.


Esperamos tus comentarios :)


3 vistas0 comentarios